Skip to main content
eScholarship
Open Access Publications from the University of California

Enrique Granados y Antonio Noguera: Dos músicos «insensatos» en la Mallorca finisecular

  • Author(s): Gallego Cañellas, Eugenia
  • et al.

Published Web Location

https://doi.org/10.5070/D84145640Creative Commons 'BY' version 4.0 license
Abstract

La relación entre Enrique Granados y Antonio Noguera se inició mediante correspondencia epistolar en el año 1893, gracias a la intervención de Felipe Pedrell, maestro de ambos compositores y figura esencial que incidió activamente en su relación. El interés de Noguera por el compositor catalán hizo que asumiera su estilo compositivo como referente, que publicitara su obra en la prensa mallorquina, y que lo considerara como miembro activo de los insensatos, aquella nueva generación de literatos e intelectuales, que a partir del modelo del movimiento catalán, siguieron criterios modernistas y regionalistas en la isla a finales del siglo XIX. Cabe destacar que Granados viajó por primera vez a Mallorca en 1896 para realizar un concierto en la sociedad Círculo Mallorquín, gracias a las gestiones realizadas por Noguera, regresando a los pocos meses junto al Cuarteto Crickboom para ofrecer los llamados Conciertos clásicos. A partir de ese momento, la relación Granados-Noguera se intensificó volviéndose más estrecha. Enrique Granados se trasladó sistemáticamente a la isla hasta en ocho ocasiones documentadas para participar en los conciertos organizados por Noguera, llegando incluso a dirigir el concierto-homenaje al compositor mallorquín tras su muerte en 1904. Este artículo pretende realizar una primera aproximación a la relación entre Enrique Granados y Antonio Noguera, crítico, folclorista y compositor mallorquín, analizar su influencia en los conciertos ofrecidos por el catalán en la Mallorca finisecular y examinar la repercusión de la figura y la obra de Granados tras dichos conciertos.

Main Content
Current View